Aguiluchos toman impulso de la tragedia

Aguiluchos toman impulso de la tragedia

TENDENCIAS:

Aguiluchos toman impulso de la tragedia

Aguiluchos toman impulso de la tragedia
Foto: José María Cárdenas
Por: |
MEXICALI, Baja California(GH)
Fortalecidos y cada vez más seguros de su vocación de servicio es como se encuentran los integrantes del Grupo de Rescate Aguiluchos A.C., a un año de la tragedia aérea que cobró la vida de cuatro personas, entre ellos uno de sus miembros.

Se trata de Roberto Caloca Quiroz, quien falleció el 13 de marzo del 2017 al accidentarse el helicóptero de la Policía Estatal Preventiva mientras sobrevolaba el Cerro El Centinela, durante maniobras de rescate del cuerpo de la senderista Karen Violeta Ruiz Sánchez.

En el incidente también perecieron el rescatistas Roberto Munguía Medina, del grupo Bravo 10, y los pilotos adscritos a la Policía Estatal Preventiva Noé Carrasco Cruz y Alberto Zavala Martínez. Un día antes, el domingo 12 de marzo, el grupo Aguiluchos recibió una alerta de persona desaparecida tras realizarse una escalada en el cerro, por lo que acudieron al lugar, iniciando labores de rescate aproximadamente a las 3:00 de la tarde Luego de más de 14 horas de búsqueda, se produjo el hallazgo del cadáver de la desaparecida en un barranco de 300 metros de profundidad, iniciando labores de extracción del cuerpo.

Casi concluida la tarea, sucedió la tragedia: La aeronave se impactó contra cables de alta tensión, lo que ocasionó su desplome e incendio.

“Nos va a doler toda la vida”


Arturo López, comandante Operativo del grupo Aguiluchos, recordó el episodio. “No fue una situación que esperábamos que sucediera.
Sin embargo no nos hizo que bajáramos la guardia o la cabeza, hay que continuar, seguimos con nuestra chamba”. Tanto él como el resto de los elementos del grupo voluntario , recuerdan con cariño y admiración a Caloca, y aún lo consideran parte de la agrupación.

“El compañero está aquí con nosotros todavía y aquí se va a quedar. Lo recordamos como un gran elemento, una gran persona, muy apegado con nosotros, sigue siendo un gran elemento, todos los compañeros lo son, pero al que le preguntes te dirá lo mismo”.

El comandante expresó que la tragedia ocurrida hace un año, lo marcó de por vida. “Fue impactante, más para quienes estábamos en el lugar y observamos lo sucedido. Me pesa mucho más porque era mi compañero que yo llevaba en el carro, salí con él, y me regresé yo solo.

Duele, bastante, y nos va a doler toda la vida”. Gracias al apoyo de familiares, amigos y de la comunidad en general, los rescatistas han podido sobrellevar el sentimiento, y tomado fuerzas para continuar trabajando.

ASUNTO DE VOCACIÓN

Durante las semanas siguientes a la tragedia, las muestras de agradecimiento trascendieron el ámbito afectivo. Donativos económicos y en especie fueron llegando de parte de entidades gubernamentales y de la sociedad civil.

“Jamás el Gobierno se había fijado en nosotros. Obviamente no tenía que haber pasado eso, pero nosotros sí sentimos el apoyo directo, también de la gente, que llegaba a la base y nos daba el pésame”.

Sin embargo, el comandante López recordó que en Mexicali aún hay mucho por progresar en materia de prevención y concientización de riesgos, y de apoyo a los grupos voluntarios.

Principalmente en materia de reglamentación de excursiones, responsabilidad de quienes emprenden una, y de apoyo a los cuerpos rescatistas, consideró.

PARA SABER:


- El grupo de rescate Aguiluchos se constituyó como Asociación Civil en mayo de 1972, con el objetivo de colaborar con instituciones como la Cruz Roja y Protección Civil en el auxilio de emergencias.

- Su labor se especializa en la búsqueda y rescate de personas en el desierto y montaña.

- Actualmente cuentan con dos bases, una en Mexicali y otra en el poblado La Rumorosa. En total, tienen una flotilla de 13 unidades entre ambulancias y automóviles de rescate, que se mantienen en operación los 365 días del año, incluyendo fechas festivas.

Los comentarios a las notas son responsabilidad de los usuarios. Ayúdenos a que sus contenidos sean adecuados. Participe responsablemente y denuncie los comentarios inapropiados